CONSEJOS para HACER UN BUEN CASTING

 

Si te dedicas al mundo de la interpretación, sabrás a qué nos referimos. Ya sea para un papel en concreto o para una bolsa de trabajo de actores, los castings son un componente básico de la profesión. Para ayudarte cuando tengas que preparar un casting de actores, o incluso para llevar mejor las pequeñas pruebas de la vida cotidiana, te damos cinco claves que te ayudarán a conseguir el éxito.

 

Desdramatiza

Nos encanta ponerle dramatismo a la vida, por algo nos gusta el teatro… Pero la realidad es que someterte a tanta presión no va a ayudarte en absoluto en un casting. Ni esta es la única prueba que vas a hacer, ni tu vida depende de ella. No dejes que las expectativas te bloqueen. Al contrario, piensa que el teatro es un trabajo en equipo, y que el director quiere encontrar a un actor tanto como tú quieres que te dé ese personaje. Os necesitáis.

 

Apréndete el texto como el padrenuestro

Vale que a Marlon Brando le chivaban el texto por un pinganillo, pero ¿sabías que no a todos los directores les parecía tan atractiva la idea de trabajar con Brando? No te arriesgues a causar una mala impresión (recuerda que en un casting de actores no tienes demasiado tiempo para darte a conocer) y prepárate el papel lo mejor que puedas; si el director quiere que improvises, ya te lo pedirá él. Además, saberte el texto al dedillo te hará tener un extra de confianza en ti mismo.

 

A la hora de preparártelo, no tengas vergüenza en pedir ayuda, ¡el consejo de un coach o incluso de un amigo actor que te vea desde fuera puede venirte muy bien!

 

Disfruta

Cierra los ojos e imagínate a ti mismo en un lugar que te haga sentir bien: puede ser tu habitación, un paisaje paradisíaco, un bar, un tren… Atrapa esa sensación de bienestar, y llévatela contigo a la audición. Al fin y al cabo (aunque en ese momento no te acuerdes), estás ahí porque lo has elegido tú mismo. Sí, tú… Así que, ¿por qué no pasar un buen rato?

 

La vida sigue después de un casting de actores

Llama a tus padres, a tu novia/o, y a tu profesora de interpretación, cuéntales cómo te ha ido (una sola vez), y olvídate del casting. Repasar mentalmente tus entonaciones, aquella reacción del director o preguntarles a tus amigos si ellos te ven en el papel no conseguirá que te dé el personaje, y puede que te quedes sin amigos. La vida sigue. Retoma tus ensayos, tu entrenamiento, vuelve a ir al teatro y deja que la respuesta de ese casting te tome por sorpresa. Si te han dado el papel, lo inesperado le dará un toque aún más dulce, y si no, al menos no habrás sufrido innecesariamente mientras esperabas.

¡Eres el mejor!

Mírate al espejo y repítete esta frase: tanto si te han cogido como si no, ¡eres el mejor! Nadie puede ofrecer lo que tú ofreces, y eso te convierte en alguien único.  La energía positiva que te dará creer en ti mismo te ayudará no sólo en un casting de actores, sino en la vida. La confianza embellece y atrae, y al fin y al cabo de eso se trata, ¿no?

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s